Cargando...

Información General


Cirugía Laparoscópica


¿Qué es la cirugía laparoscópica?


Es una forma o método de acceder a los órganos internos del organismo para realizar una intervención quirúrgica, respetando y reproduciendo los principios normatizados de la cirugía abierta convencional. Se sustenta en el principio del menor daño, igual resultado, rápida recuperación. La cirugía laparoscópica se lleva a cabo mediante un sistema de video-cámaras e instrumental especifico a través de mínimas incisiones que no superan 1cm. de diámetro.

Alcances


El desarrollo en la última década ha definido el rol del acceso laparoscópico avanzando desde las cirugías ablativas a las reconstructivas.


Beneficios


Conforma un procedimiento beneficioso para los pacientes que deben ser intervenidos quirúrgicamente y muy especialmente en urología , debido a que los órganos genito-urinarios se encuentran en sitios anatómicos de difícil acceso y para abordarlos es necesario someter al paciente a grandes y riesgosas cirugías. Además cuenta con la ventaja de ocasionar un dolor post-operatorio mínimo, cicatrices casi imperceptibles, periodo de convalecencia corto, escasa utilización de analgésicos, pronta inserción socio-laboral. Los resultados de la cirugía laparoscópica urológica probados en todos los centros del mundo, indican que es, segura efectiva, con baja morbilidad, tolerada y reproducible en el paciente, siempre y cuando se disponga un equipo quirúrgico laparoscópico entrenado.



Prostatectomía Radical Laparoscópica


Una de las opciones terapeuticas para el tratamiento del adenocarcinoma de prostata confinado al organo es, la extirpacion de la glandula prostatica junto con las vesiculas seminales y los ganglios regionales (segun indicacion). La prostatectomia radical laparoscopica brinda un control oncológico, continencia urinaria y potencia sexual similar a la via abierta, con los beneficios de ser una cirugia menos invasiva.




Nefrectomía Parcial Laparoscópica


Esta comprobado que la cirugia conservadora del riñon (ahorradora de nefronas), mejora la sobrevida global de los pacientes sometidos a tratamiento del cancer de riñon, disminuyendo las tasas de insuficiencia renal cronica y eventos cardiovasculares entre otros. Con el mayor conocimiento de las tecnicas quirurgica se estan realizando por via laparoscopica nefrectomias parcial en tumores de hasta 7 cm. Este procedimiento goza de los beneficios de la cirugia laparoscopica aportando el mismo control oncologico que la cirugia radical del riñon.




Varicocelectomía Laparoscopica


La ligadura laparoscópica de varices genitales es un procedimiento simple, realizado para el tratamiento del varicocele clínicamente significativo, mediante anestesia general a través de 3 puertos de entradas (orificios de trabajo), uno a nivel del ombligo y dos laterales menores a 1 cm.
Es el mejor método para el tratamiento del varicocele bilateral, con mínimo dolor post-operatorio y rápida convalecencia, además se evita la lesión de los conductos deferentes y arteria espermática como puede ocurrir con la cirugía convencional, mas aún en pacientes que han sido operados de hernia inguinal.
El periodo de convalecencia es de 36 a 72 horas con hospitalización de 12 horas.




Orquidopexia - Orquiectomía Laparoscopica En Testiculo Criptorquideo


Los testículos descienden desde el abdomen hacia la bolsa escrotal poco antes del nacimiento. Cuando se detiene en un lugar de su vía habitual de descenso recibe el nombre de criptorquidia.
La laparoscópica diagnostica para testículos no palpables fue una de las primeras aplicaciones de esta técnica en urología, se realiza un descenso del testículo abdominal alto hasta el anillo inguinal (ingle), para luego de 6 meses alojar el testículo en la bolsa escrotal. Realizado con anestesia general a través de 3 puertos de entradas (orificios de trabajo), uno a nivel del ombligo y dos laterales de 1 cm de diámetros. El periodo de convalecencia es de 36 a 72 horas con hospitalización de 24 horas. En la actualidad la cirugía laparoscópica es la técnica de primera elección para el tratamiento de la criptorquidia.



Biopsia Renal Laparoscópica


Es una prueba diagnostica importante para determinar la condición patológica renal relacionada con la proteinuria grave o enfermedad renal inexplicable. En condiciones normales se realiza en forma percutánea bajo guía ecográfica. Cuando no es posible o no es segura puede realizarse por vía laparoscópica. Se lleva a cabo con anestesia general y 3 puertos de entradas (orificios de trabajo), uno a nivel del ombligo y dos laterales derecho o izquierdo según sea el riñón a biopsiar . El periodo de convalecencia es de 36 a 72 horas con hospitalización de 12 horas. La complicación mas frecuente es el sangrado post-operatorio.




Ureterolitotomia Laparoscópica


No pocas son las veces que es necesaria la extracción laparoscópica de cálculos uretrales. Está indicado cuando fallan las eficaces técnicas de litotricia endoscopias y extracorporea, también en cálculos grandes e impactados en el uréter. Siempre es una opción menos agresiva que la cirugía abierta. Este procedimiento se realiza con anestesia general y mediante 3 puertos de entradas (orificios de trabajo), uno a nivel del ombligo y dos laterales derecho o izquierdo según el cálculo en cuestión, habitualmente se deja un catéter doble "J" en el uréter que se retira luego de 3 semanas de la intervención. El periodo de convalecencia es de 36 a 72 horas con hospitalización de 24 horas. La complicación mas frecuente es la pérdida de orina a través de una tubo de drenaje.




Resección Laparoscópica De Quiste Renal


Es el procedimiento ideal para los pacientes que tienen quistes renales simples benignos que causan dolor o compresión de la vía urinaria (pelvis o cálices renales), que podrían llevar a la formación de cálculos renales o compromiso de la función renal. Este procedimiento se realiza con anestesia general y mediante 3 puertos de entradas (orificios de trabajo), uno a nivel del ombligo y dos laterales derecho o izquierdo según el lugar del quiste . El periodo de convalecencia es de 36 a 72 horas con hospitalización de 24 horas. La técnica laparoscópica ofrece a éstos pacientes menos dolor sin tener que someterse a una cirugía abierta




Nefrectomia Laparoscópica


Este procedimiento ablativo se realiza desde 1990, y desde entonces numerosos tipos de técnicas han surgidos para la variedad de enfermedades benignas y malignas de la vías urinarias superiores (riñón y uréter).
La NEFRECTOMIA SIMPLE está orientada hacia las enfermedades benignas (riñón no funcionante, atrofia renal, etc.). Consiste en la ablación solamente del riñón en cuestión. La diferencia de la NEFRECTOMIA RADICAL LAPAROSCOPICA, es que esta indicada en enfermedades malignas como el cáncer de riñón y que se extirpa el órgano renal, la grasa que lo rodea y la glándula suprarrenal ipsilateral si es necesario.
El acceso laparoscópico se realiza con anestesia general y mediante 3 puertos de entradas (orificios de trabajo), uno a nivel del ombligo y dos laterales para el izquierdo, y un 4° puerto para el lado derecho . En la nefrectomía radical se extrae el órgano a través de una incisión a nivel del ombligo de 4 -3cm de diámetro. El periodo de convalecencia es de 36 a 72 horas con hospitalización de 24 - 48 horas.




Nefroureterectomia RádicaL


El proceder es idéntico que una nefrectomía radical, con el adicional que se extirpa la totalidad del uréter, indicado en cáncer de vía excretora (pelvis renal - uréter)




Pieloplastía Laparoscopica


La obstrucción de la unión pieloureteral puede tratarse por diferentes métodos quirúrgicos, aunque la cirugía desmembrada continua siendo la ideal en casos de pelvis renales grandes y redundantes o cuando un vaso arterial cruzante ocasiona obstrucción, de la misma manera que si además de la estenosis posee cálculos. Este procedimiento se realiza con anestesia general y mediante 3 puertos de entradas (orificios de trabajo), uno a nivel del ombligo y dos laterales derecho o izquierdo, habitualmente se deja un catéter doble "J" en el uréter en cuestión que se retira luego de 3 semanas de la intervención. El periodo de convalecencia es de 36 a 72 horas con hospitalización de 24 - 48 horas. La complicación mas frecuente es la pérdida de orina a través de una tubo de drenaje.